Le quedaban apenas 48 horas para jubilarse, pero un policía de Vitoria multó a 205 conductores en dos días. ¿Cómo lo consiguió? Muy fácil: cambió la ubicación habitual del radar móvil y lo puso en dos calles con largas rectas.

Hay a quien le hacen una fiesta en su último día en el trabajo, pero también quien sigue en el tajo hasta el final, pero un policía de Vitoria multó a 205 conductores en dos días y quizá llevó esta filosofía hasta el extremo. Al agente de la Policía Municipal de Vitoria, le quedaban un par de jornadas para comenzar su merecido descanso. Sin embargo, en lugar de dejar pasar el tiempo hasta jubilación plácidamente, decidió emprender una especie de cruzada contra la velocidad en el municipio, incluso, desobedeciendo las órdenes de del alcalde de Vitoria.

El bien conocido por todos los conductores vitorianos Renault Megáne equipado con un radar móvil Multacar no debía situarse más que en las calles y lugares especificados por el ayuntamiento, ya que este tipo de super radar es capaz de detectar la velocidad de coches en ambos sentidos de la circulación. Sin embargo, el agente decidió cambiar la ubicación del control de velocidad y el resultado fue 205 conductores multados por velocidad en 48 horas. Y es que, además, lo puso en un lugar en el que al parecer no era difícil encontrar infractores: las calles Urartea y Zurrupitieta, largas rectas limitadas a 50 km/h

Según afirman en medios locales, el policía municipal que multó a 250 conductores en dos días actuó por venganza. De hecho, hasta el concejal de Vitoria Alfredo Iturricha ha calificado su actuación de “gamberrada” al mismo tiempo que anunciaba que el agente, que ya está jubilado, será expedientado. Eso sí, desde el Ayuntamiento de Vitoria ya han confirmado que no van a retirar las 250 sanciones.

http://www.forotransporteprofesional.es/?p=612

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *